miércoles, 31 de julio de 2013

Scar 3D

Cuando uno dedica una tarde completa a ver, revisar y buscar los puntos fuertes de una película tan publicitada como ha sido Scar 3D uno se da cuenta de una cosa: no se necesitan las tres dimensiones para comprobar la profundidad de las cicatrices. De hecho, este thriller de terror podría ser muchísimo más disfrutado si acaso se hubiese empleado la técnica normal, puesto que... ¿Qué hacemos aquellos que no hemos ido al cine a verla? ¿Y aquellos que no tengan un televisor en 3D? ¿Y aquellos que no tengan gafas 3D? Yo me encuentro inserta en esos tres grupos, y creerme que no es nada placentero tener que ver cómo este slasher se desintegra cada dos por tres en líneas azules y rojas que no te dejan meterte de lleno en su argumento. 

La película transcurre en el pueblo de Colorado, donde vivió el enterrador local llamado Ernie Bishop (Ben Cotton), un psicópata incrustado en la memoria del pueblo. 16 años atrás comenzó su leyenda cuando Bishop se dedicó a capturar jóvenes del pueblo y llevarlos al sótano de su morgue, donde los guardaba en los armarios para los cadáveres. Cortaba, marcaba y torturaba para luego mostrarles las heridas con un pequeño espejo. Joan Burrows (Angela Bettis) se convirtió en la heroína local porque llegó a matar a Bishop en su huida, pero perdió a su mejor amiga a manos de este asesino. Joan se marchó del pueblo, y 16 años después y destrozada psicológicamente, regresa por primera vez a ver a su sobrina Olympia ser coronada reina de las fiestas del pueblo. Pero a su llegada empiezan a sucederse asesinatos entre los jóvenes del pueblo, especialmente del entorno de Olympia. 


Sinceramente, es bastante mediocre... Supongo que tanto como las gafas rudimentarias que utilizamos para verla. Sin embargo, daba la sensación de que estaba rodada en blanco y negro, y que el hecho de venderla tan sólo en 3D tan sólo es un medio más para distraer la atención de tanta ineptitud para representar un drama de estas características (de hecho, Bettis parece que protagoniza la película porque no tenía otra cosa que hacer ese día). 

Si bien es cierto que algunas escenas gore son bastante entretenidas y la tortura en general consigue su objetivo de provocar ascos en el telespectador, la película en general carece de un ritmo argumental adecuado. En ocasiones, uno desconoce si hablan de pasado o de futuro, si se trata de recuerdos o la protagonista se halla en la etapa actual. Si a todo ello le sumamos la inexpresividad de unos actores que parecen no sentir dolor con tanto daño físico, el resultado puede ser no un poco... Sino muy aburrido.

¡Que hubiese preferido verla sin el 3D! 

Scary Movie 5

Pensaba que la saga de Scary Movie ya había tocado fondo hace años... Sin embargo, esta quinta entrega ha confirmado que no, que todavía se podía caer un poco más bajo en esa mezcla insulsa entre parodia y estupidez. La escasez de bromas y de gracia dan que pensar si acaso somos nosotros los que no entendemos los chistes para americanos... Pero no, yo creo que los americanos tampoco los entienden. Símbolo claro del declive cinematográfico y de la muerte de la cultura en un mismo argumento... Pero claro, ¿qué esperábamos? ¿Calidad? 

La cinta comienza parodiando los últimos taquillazos del cine americano: los felizmente casados Dan y Jody empiezan a observar algunos fenómenos extraños en su casa tras volver del hospital con su bebé Aiden y con sus sobrinas, las cuales han estado perdidas en el bosque durante bastantes años. Pero cuando el caos se apodera del trabajo de Jody como bailarina de ballet y de la carrera de Dan como investigador de monos, la pareja descubre que está siendo acosada por una presencia demoníaca. Juntos, con la ayuda de expertos cualificados y de numerosas cámaras, intentarán deshacerse del maléfico ser antes de que sea demasiado tarde. 


Sinceramente, esperaba más... Recordando aquellos gags tan buenos con los personajes de The Ring o Scream, éstos son menudeces relacionadas con Paranormal Activity, Mamá, Cisne Negro o algo de Evil Dead que no le llegan a los anteriores ni a la suela del zapato. Decepcionante, sobre todo para todos aquellos que se decidieron a pagar una entrada de cine sólo por 'disfrutar' de una tarde rodeados de risas y palomitas. 


Esto es una advertencia... Ya sabéis a lo que os atenéis, y esta película no vale un duro. Dan ganas de apagar el televisor a la mitad, sólo por el hecho de haber tenido tan mal ojo al escogerla... Para todos aquellos que la esperáseis con ansia, os digo que no tiene gracia... No tiene ninguna gracia que cobren por ver semejante conjunto de escenas que parecen pegadas con fixo, con actores sin ganas y sin capacidad para hacer reir. ¡Ah, y no os fiéis! Sí que hay un 'ola ke ase'... Pero el actor de Dos Hombres y Medio tan sólo sale en los primeros minutos...

martes, 30 de julio de 2013

El Callejón

A veces me pregunto cómo uno puede perder toda una tarde viendo semejantes 'truños'... No tengo otra palabra para definirlo. El Callejón es una de esas películas que podría figurar en el género de los 'truños'... Pero no en la parte de 'pequeños truños y otras menudeces', no no... ¡En la de 'truños como catedrales'! Esta cinta es un chiste... Un chiste a lo grande... O ni eso, porque no dan ganas ni de reír, ni de llorar ni de nada. Cinco personajes, sin extras, con presupuesto nulo y un guión deplorable dan como resultado una película que no llega ni a ser de Serie B... De hecho, la Serie B es majestuosa al lado de... Bueno, estos 'truños.' 

Y la cosa es que el argumento promete... Uno acude a Filmmafinity totalmente ilusionado por la carátula (esto pasa como cuando uno escoge un libro por la tapa) y lee lo siguiente: 'Durante una noche invernal, Rosa se ve obligada a hacer la colada en una lavandería situada en un oscuro y desierto callejón. Allí sufrirá el acoso de un asesino en serie que la someterá al sádico juego del ratón y el gato.' Entonces, uno piensa: 'Qué buena tarde me voy a pegar viendo sangre'... ¡Error! Tan error como renovar el seguro del coche si antes consultar acierto.com...


Surrealista, inverosímil y protagonizada por actores con una personalidad blanda como un chicle... Ver a Ana de Armas supuestamente aterrorizada cuando un presunto asesino en serie la persigue, rompiendo su teléfono móvil y pretendiendo que funcione después es... Sin comentarios, al igual que la ausencia total de hilo narrativo y los giros de guión, todavía más absurdos que el resto. Si a todo ello le añadimos el absurdo final, las consecuencias pueden ser tan brutales como pasar de largo de la estantería del videoclub. 

Tan perfectos decorados... Tanto callejón sin salida, tanta oscuridad y tanta lavandería sucia y maloliente, para llegar hasta aquí... Muy desaprovechado en general, con patéticas actuaciones y poca crítica positiva. Una película mala, sin excusas y ni disculpas... Que hace merecedor de un 'collejón' de tamaño extra grande a más de uno que apoyase la idea. ¡Menos mal que acaba en 75 minutos! No hubiese podido soportarlo más tiempo...

martes, 23 de julio de 2013

The Bay

The Bay es una película bastante mala... 'Qué buen empezar', diréis... Sin embargo, no es apta para aquellos que sufran dermatitis o picores varios, ¿por qué? Para eso debéis verla, campeones... Este thriller de terror ecológico que implica una especie de recopilación de una serie de llamadas a los números de emergencia, grabaciones de cámaras de móvil, de cámaras de mano, webcams, etc. pone su centro 'operativo' en el brote viral de Maryland, desastre ecológico que trajo consigo caos y miseria. 

La película se centra en el testimonio de una periodista cuyo destino era retransmitir en directo la festividad del 4 de Julio en la isla de Maryland cuando comienzan a suceder extraños sucesos: los asistentes y resto de habitantes a la isla comienzan a deteriorarse a una velocidad de vértigo y a morir en condiciones deplorables, todo ello por algo relacionado con el agua que están ingiriendo o, simplemente, tocando. A este género de 'falso documental' se le van acoplando los testimonios personales de los afectados, dándole tensión a la cinta y comprobando como nadie hace nada por salvarles el pellejo. 


De los creadores de Paranormal Activity e Insidious nos llega este perturbador y truculento argumento que oscila entre el thriller y el terror de una forma desgarradora, con una increíble precisión y con la única finalidad de adentrarse en la mente del telespectador para generarle esa sensación de desasosiego y, por ende, introducirle en la dinámica, haciéndole partícipe de tan aberrantes actos sobre las personas el día de una fiesta nacional. Lo que parecía ocio y diversión se convierte, en cuestión de horas, en un cúmulo de sucesos terroríficos. 


El 'falso documental' en base a 'cintas encontradas' evoluciona a la sociedad de la información y a la Web 2.0, introduciendo nuevos elementos y componiendo, de este modo, una historia que merece muchísimo la pena gracias a esas dosis de gore que van y vienen hasta que se quedan para guiarnos hasta el final. Aprenderéis mucho de isópodos, gusanos y picores... Más de lo que esperáis. 

Eso sí... Os lo digo: ¡luego no se vale dejar de beber agua!

domingo, 21 de julio de 2013

Stoker

Por fin he visto esta película y, sinceramente, tenía muchísimas ganas de que mi televisor la reproduciese. Stoker es una de esas cintas que se venden bien... ¿Que podrían ser mejores? También, todo es mejorable, pero sus brillantes actores y esa atmósfera inquietante la convierten en una producción elegante, tan sobria como las vestimentas de sus protagonistas y tan ejemplar como sus giros de guión, recubiertos por una capa de tensión erótica que la convierten en un pastel de chocolate crujiente listo para llevárselo a la boca. 

La película comienza con un suceso verdaderamente trágico: cuando India Stoker (Mia Wasikowska) pierde a su padre (Dermot Mulroney) en un trágico accidente de coche el día en que cumple 18 años, por lo que su vida se hace añicos; su impasible comportamiento oculta profundos sentimientos que sólo su padre comprendía. Cuando su tío Charlie (Matthew Goode), hermano de su padre del que desconocía su existencia, aparece por sorpresa en el funeral, éste decide quedarse una temporada en casa de India y de su inestable madre (Nicole Kidman). Aunque al principio desconfía de su encantador y misterioso tío, pronto se da cuenta de que tienen mucho en común... Más cosas de las que ella imaginaba. 


Mia Vasikowska se muestra implacable, fría y espeluznante en esta mezcla exquisita de thriller, terror y drama, donde cada mínimo detalle es importante para un buen curso del argumento. Una atmósfera tan siniestra perfectamente completada por Matthew Goode y su profunda mirada, esos ojos suyos con esa peculiar forma de dirigirse a la cámara. Es, simplemente, perversa, erótica y sellada por la pulcritud de la imagen y el sonido, con un despliegue narrativo nada despreciable y unos diálogos resultones. 


Cinta muy detallista e inteligente, apta para los telespectadores más selectos... Con un final un tanto desconcertante y poco realista, pero acertado para el curso que se había seguido hasta el momento. No podría decir si es predecible o no, porque eso no es lo importante: lo verdaderamente relevante es ver... Contemplar cómo se desarrollan los hechos, verlos, escucharlos y disfrutarlos, regocijándose entre tanta buena selección.

Si con tan buena crítica no te animas a verla... Algo falla. 

jueves, 18 de julio de 2013

El Pacto

Teniendo en cuenta que este es el primer largo de Nicholas McCarthy, El Pacto es un muy buen comienzo para un director cuya última experiencia fue un corto homónimo. Aunque realmente esta cinta de 'pacto' contiene bien poco, el argumento es verdaderamente bueno... Una de esas películas que uno escoge al azar para 'matar el tiempo' y 'entretenerse' y se acaba convirtiendo en un cúmulo de tensiones que vale la pena disfrutar: pocos actores, falta de localizaciones y bajo presupuesto... Sin embargo, rebosa atmósfera a un ritmo adecuado, con giros de guión que consiguen crear dudas, las suficientes como para mantenerte pegado a la pantalla mientras realizas las más enrevesadas hipótesis. 

The Pact, tal y como se titula la original, nos cuenta como dos hermanas, Nicole y Annie, que vuelven a la casa de su infancia al fallecer la madre para el funeral. Mientras pasan la noche en la casa, las hermanas sentirán una presencia misteriosa: los ruidos las asustarán durante toda la noche, los objetos se mueven y hay una foto que aparece de una mujer desconocida junto a su madre. Annie empieza a experimentar una serie de intensos y perturbadores sueños, visiones que la llevan a destapar algo terrible sobre el pasado de su madre, que finalmente se acabará revelando... 


Algo malévolo y peligroso parece moverse en la cinta, y eso nos queda claro, prácticamente, desde los primeros fotogramas. Fotografías secretas, sombras inesperadas, fenómenos paranormales, algo de ouija y una vuelta de tuerca final la convierten en una cinta que, sin ser una obra maestra, juega con una maestría increíble para un principiante. Puede resultar típica, con un argumento algo visto en el que espíritus reivindican los daños que sufrieron en vida, pero tiene algo que no tienen las demás... ¿Chispa, quizás? 

Un debut muy interesante que, por desgracia, no es tenido en cuenta como verdaderamente se merece. Tengo claro que, si le dais una oportunidad, la disfrutaréis como la brillante película que es. Yo no me fijé en las críticas de los demás; simplemente, me dejé llevar... Y acerté. Terror con tintes dramáticos... ¿Qué más se puede pedir para una noche de sábado? Estáis tardando...

martes, 9 de julio de 2013

La Granja

Hace un par de semanas le 'di al PLAY' con La Granja, una película de 2009 de la que desconocía su existencia... Al igual que creo que la mayoría de los que me estáis leyendo. No sé debido a su estilo suizo o a su color tan grisáceo, pero se oculta a la perfección entre el resto... Si a ello le sumamos la poca publicidad y esa pésima traducción, el resultado es evidentemente soporífero. No he tenido el placer de leer la novela original, 'Tannöd', de la escritora alemana Andrea María Schenkel (¿allí todo suena a 'Merkel'?), pero tengo la certeza de que el libro ocultará secretos que la cinta no ha descubierto, a pesar de lo eterna que se hace. 

La película comienza cuando la familia Danner fue brutalmente asesinada en su granja en lo profundo del bosque y, por ende, empezaron a circular historias entre sus vecinos que especulaban sobre el carácter esquivo y siniestro de la familia. Dos años después, Kathrin llega al pueblo para enterrar a su madre, encontrándose un lugar todavía estigmatizado por el suceso. Poco a poco, los aldeanos le confiarán a Kathrin lo que creen saber de la tragedia, y esta verá cómo la historia de los Danner parece ir ligada a la de su propia familia... 


Una historia de crímenes horrendos, tragedias dolorosas y secretos familiares que podrían dar lugar a un drama más que a una cinta de terror. La alternancia de escenas pasado/presente no es precisamente sencilla de entender, y puede volverse tan farragosa como los guiones, tan tétricos como la propia esencia de la película. A pesar de ello, la fotografía y la escena en general logra su objetivo: trasladarte a ese mundo gris de siglos atrás donde los misterios más oscuros siempre tienen cabida. 

A pesar de ello, confieso que perdí el hilo en numerosas ocasiones... Los personajes no consiguieron empatizar conmigo (ni yo con ellos), por lo que tan sólo levantaba la cabeza cuando uno de esos bosques bellos y tenebrosos se abría camino entre tanta sordidez. La definen como una película tan sólo apta para amantes del cine psicológico y de misterio... Yo me creía uno de ellos, pero creo que ésta en concreto roza el aburrimiento con creces.