martes, 13 de marzo de 2012

Silent Hill

Pocas son las películas que logran mantenerme pegada a la pantalla sin moverme... Será que soy muy hiperactiva y necesito tener mil cosas entre manos a la vez que contemplo un argumento cualquiera. Sin embargo, Silent Hill lo logró... Esta cinta de 2006, basada en uno de los mejores videojuegos que he tenido oportunidad de trastear, nos muestra una de las partes que componen la típica historia de una pequeña que tiene visiones relacionadas con un antiguo hospital y cuya madre necesita más respuestas al respecto. En principio, tiene una pinta de topicazo que no se la quita nadie, pero tiene sus cosillas especiales... Veamos: 

En todo momento, se nos habla de Rose, una joven madre (Radha Mitchell) que trata de encontrar una cura para su única hija, enferma y con una serie de pesadillas en las que siempre menciona el mismo lugar: el antiguo hospital Silent Hill. Incapaz de resignarse al diagnóstico de los médicos que proponen internarla de forma permanente para su cuidado psiquiátrico, Rose huye con su hija hasta llegar a una ciudad aparentemente desértica, donde parece hallarse la solución a sus problemas... 

Si bien es cierto que el videojuego engancha y que puedes ser capaz de jugar días enteros sin despegarte de la consola, la película igualmente lo consigue... Con unos efectos visuales que son una maravilla, en general es capaz de crear una atmósfera de pesadilla eterna altamente tensa. Aunque bastante tópica en lo que a terror se refiere, el argumento se muestra sólido en todo momento, con unos personajes que conducen la historia de una manera muy clara y casi necesaria, donde cualquier otro ser humano (o sobrenatural) hubiese sobrado. 


Los escenarios son, simplemente, geniales: me recuerdan a mis visitas a lugares como el Preventorio de Aigües, y eso no tiene precio. La recreación, los lamentos que parecen estar escondidos bajo cada fotograma o la agonía final dan a la película ese aire de 'peli de terror' que siempre estamos esperando y el cual echamos de menos la mayoría de las veces. 

A modo de apunte negativo, podría decir que la sensación de estar jugando a un videojuego famoso está patente a cada minuto... De todos modos, es una de las mejores adaptaciones que he tenido la oportunidad de ver. Nada de las 'cagadas' que últimamente han ido sucediendo las novelas de Stephen King o las cintas de zombies...: ¡esto, señores, es una gran película la cual, además, está bien hecha! Aunque con algunas lagunas dignas de mención por los fans de esta saga, no quiero hacer hincapié sobre ellas sólo por el hecho de que consiguió mantenerme pegada a la pantalla y me obligó a mirar bajo la cama... ¡La de años que hacía que no me pasaba algo así! 

Os la recomiendo con ansiedad... Y que la veáis con ansiedad... Si puede ser, de noche, con la luz apagada, y un volumen aceptable (no demasiado, para no molestar a los vecinos). También podéis optar por los auriculares, para que la tensión sea mayor... ¡Y a cambiar de dimensión!

5 comentarios:

  1. Como fan acérrimo de la saga de videojuegos, fui nada más estrenarse a ver la peli. Es una buena adaptación -el director siempre ha dicho que él ha hecho su versión de cómo ve Silent Hill, no ha intentado recrear el juego paso a paso-, las actuaciones, el guión, los F/X, todo me parece fantástico. Tiene el compositor de los juegos haciendo la música de la peli y todo se ha hecho de forma respetuosa, que ya es más de lo que otros pueden decir.

    A mí me gustó mucho, igual que los argumentos de los juegos, también ha dado a muchas teorías y discusiones y disfruto leyéndolas al ver que se le puede sacar mucho a la peli-

    Vamos, la recomiendo mucho, incluso para los que no saben nada de este universo, lo pasarán bien y sufrirán miedo como pocas pelis lo hacen pasar.

    ResponderEliminar
  2. Conozco el juego pero nunca lo he jugado; y esta peli me encantó!! Ese ambiente agobiante de oscuridad y retorcidas criaturas que se mueven por ella es genial. Tengo muchas ganas de ver la segunda parte, solo espero que no metan la pata...

    Saludos!

    ResponderEliminar
  3. ¡Madre mía, cómo ha triunfado Silent Hill! Sabía que gustaría, pero no tenía la certeza de hasta qué punto... :) Es una de las mejores pelis de miedo que he visto en mi vida: además, es de las que provocan pesadillas, y eso me gustó desde el principio... Simplemente, es perfecta: agobio, agonía, tensión... Y fidedigna a algo que ya estaba creado. ¿Qué más se puede pedir?

    ¡Saludos! :)

    ResponderEliminar
  4. Me gustó mucho, mucho esta película y ahora me han entrado ganas de verla otra vez... ¡eres mala!

    No he jugado a los videojuegos y ni siquiera los conocía antes de ver la película, así que yo no puedo valorarla como adaptación pero sí como película independiente y doy fe de que es muy buena. Hay adaptaciones tremendamente fieles que cojean como películas, sobre todo por no entenderse... y a esta no le pasa.


    Por cierto, no recordaba naaadaa del argumento... ¡tendré que verla de nuevo sí o sí!

    ¡Besines!

    ResponderEliminar
  5. Me alegro de haberte devuelto las ganas de ver un peliculón como éste... Ya sabes, este fin de semana... ¡Sí o sí! Cómo me arrepiento de no haber vuelto a verla antes... ¡No hagas tú lo mismo! :)

    ¡Besitos y ya me contarás! :)

    ResponderEliminar