miércoles, 26 de octubre de 2011

Death Tunnel: El Sanatorio

Hay una cosa que nunca os he contado: me apasiona visitar lugares con historia. Pero no aquellos con una historia común, sino en los que, como bien decía el personaje de Aurora (Geraldine Chaplin) en El Orfanato, aquellos en los que ha pasado algo (ella lo calificaba de 'terrible') que, cada cierto tiempo, sangraba, como side una herida abierta se tratase... Son esos lugares en los que todavía se puede respirar todavía aquello que ocurrió, se puede sentir en el frío o el calor de sus paredes o en su peculiar aroma. En la provincia de Alicante, el Preventorio de Aigües de Busot es uno de ellos, seguido de La Colonia de Santa Eulalia, semiabandonada y no tan expresiva. Son estos lugares los que inspiran películas como la de hoy, perfecta en lo que a los escenarios se refiere y en la forma de materializar lo que en su día se vivió, pero pésima en cualquier otro asunto.

La historia es real, porque así recordaba yo lo que se nos relata al principio de Death Tunnel: El Sanatorio. Lo cierto es que, en 1928, una horrorosa epidemia, "la plaga blanca" (si no me equivoco, que puede ser que sí, era tuberculosisi, se cobró 63.000 vidas en Kentucky. El enorme sanatorio de Waverly Hills fue construido para aislar a los infectados y realizar desesperados experimentos para hallar una cura así que, desde entonces, ese lugar es considerado uno de los más terroríficos del mundo por las numerosos fenómenos paranormales que allí suceden. La cinta en sí se basa en cómo, 75 años después, 5 chicas deberán pasar una noche en el antiguo sanatorio, como parte de una ceremonia para entrar en una hermandad. Serán las 5 horas más largas de sus vidas...


Lo cierto es que la película me ha abierto el apetito de visitar este sanatorio, lugar donde parecen haber tenido lugar apariciones fantasmales, según relatan las fuentes. Niñas sin ojos, espectros vestidos de blanco o sanitarios ahorcados son los supuestos fantasmas que han inspirado la realización de esta película entre los muros del sanatorio real, un punto a favor de su director. Sin embargo, la cinta está enormemente desaprovechada... No logra hacerte brincar de la silla, como otras que claramente pertenecen a la ficción y así lo sabemos, ni tampoco introducirte en una trama que parece todavía por determinar.

El argumento es prácticamente inexistente... Nunca llegas saber del todo cómo han llegado las cinco chicas al sanatorio (en las sinopsis se cuenta que para pertenecer a una Hermandad, pero es algo que no se acaba de dislucidar) ni tampoco por qué se llega a ese final tan estúpido y extraño de comprender. El por qué de las visiones se puede más o menos comprender en los últimos minutos, pero la necesidad de repetir el pasado con nuevas caras no acaba de atravesar mis neuronas. Y lo de "nuevas caras" es por decir algo, porque son las mismas caras que en los años catapúm.

¿Conclusión de todo ésto? Que nos hayamos ante una patata del 15... Pero con unos escenarios que enamoran el alma con estilo. El argumento pierde interés en el momento en el que la película te adentra en los pasillos y las viejas habitaciones del famoso sanatorio, sobre todo cuando te hace sentir la necesidad insoportable de visitar un lugar como éste.

Aprovechando un gag de la película La Máquina de Bailar, digo... "Nota para el Futuro: visitar lugares con encanto."

6 comentarios:

  1. Jajajaja! No creo que la vea, pero me ha gustado la entrada, jaja! De verdad, no sé de dónde te sacas estas películas...

    ResponderEliminar
  2. ¡Una, que tiene sus recursos! Jajaja... :) Ya sabes, cualquier película extraña que te llame la atención, ponte en contacto conmigo y te digo cómo conseguirla... :)

    Esta peli, en especial, me gusto por la ambientación... Del argumento no puedo hablar porque no existe, jajaja.

    ResponderEliminar
  3. No, si no lo digo por de dónde las descargas, me intriga cómo te enteras de su existencia!

    ResponderEliminar
  4. La curiosidad, la Wikipedia, las leyendas urbanas... De todo un poco, :)

    ResponderEliminar
  5. ¡La vi ayer! La verdad es que el que esté rodada en el mismo sanatorio la mejora bastante. El argumento es... raro y ese final... no lo entendí :S

    En general me gustó, pero había cosas que no se terminaban de explicar...

    ResponderEliminar
  6. Entonces pensamos igual: un puntazo lo de que esté rodada en el sanatorio, pero pésima en cuanto a la estupidez de los hechos que refleja...

    ¡Un saludo, y bienvenida al Blog! :)

    ResponderEliminar