lunes, 20 de septiembre de 2010

Que Se Mueran Los Feos

Este fin de semana me he dedicado a ver una peli de esas que a mí me gustan: comedia disparatada (y romántica), típica 'made in Spain' con todos los ingredientes para entretener de un modo sencillo a todos los públicos sin excepción. Estoy hablando de la más que reciente Que Se Mueran Los Feos, donde Javier Cámara y Carmen Machi son los principales protagonistas seguidos de un reparto completado con Hugo Silva, Tristán Ulloa, Juan Diego, Ingrid Rubio, María Pujalte o Kira Miró. Además, ¡qué gran idea titular la peli '¡Que se mueran los feos!', título de una canción del año 1965 del grupo barcelonés de Rock & Roll, Los Sirex!

El argumento no puede ser más pintoresco: Eliseo 'el feo' tiene 41 años, es cojo y no conoce el amor. Ha pasado toda su vida en el pueblo, atendiendo la granja familiar y renunciando a su amor por la música. Ahora, su afición se reduce a 'tocar con los colegas' (cada cuál más tópico) en la parte de atrás de los establos; es por ello por lo que se siente amargado: todos están casados o tienen pareja, mientras él siempre es rechazado por el género femenino. Todo cambiará cuando la madre de Eliseo fallezca, hecho que es capaz de cruzar su camino con el de su cuñada Nati... Ella es fea, le falta un pecho y está separada. Encontró al hombre de su vida, pero pese a eso, no conoce el verdadero amor. Ahora, la vida parece darles una última oportunidad de ser felices y de enamorarse. Pero... ¿Qué pasa cuando la mujer de tu vida está casada con tu hermano? Porque el hermano volverá, claro está... 


Para ser sinceros, la película ha resultado ser mucho más de lo que me esperaba... Pensaba que iba a darme de bruces con algo así como Spanish Movie, donde, aunque divertida, el argumento brilla por su ausencia, y eso hay que reconocerlo. Pero, lo cierto es que la peli logra tocar el corazoncito de una forma muy sutil... Tan sutil que casi ni te enteras, pero que estoy segura de que hará llorar a más de uno que pueda sentirse identificado con los personajes (y no por ser más o menos guapos, sino por las carencias vividas).

El reparto, sin duda, no puede ser más adecuado... Además, el escenario, más propio de un anuncio de 'El Caserío' o 'La Casa Tarradellas' es capaz de embriagarnos (¿habéis visto que vacas tan limpias? Si daría gusto sólo pasearse por la granja para verlas...). No puedo hacer sino recomendarla, tanto a los jóvenes como a los mayores, que recordarán con añoranza los temas de su banda sonora: la que da nombre a la peli y Eres Tú, de Mocedades.

No hay comentarios:

Publicar un comentario